#evateescucha

Chiqui Lorenzo

Bueno, la verdad es que me dolía todo el cuerpo, para qué nos vamos a engañar. La pelea había sido de las buenas, de las que me gustan, pero cobrar, lo que se dice cobrar, había cobrado bien. Y ya sabes: si después de los cuarenta te levantas y no te duele nada, es que te has muerto. Así que me ahorré el trámite de mirarme en el espejo y despegué como pude el cuerpo del asqueroso eskai del sofá mientras la megafonía ladraba mi nombre una vez y otra vez. La antesala del Infierno, pensé vagamente mientras me dirigía al despacho del Jefe. (más…)

Hasé el favó de abrirme la puerta!

Anchoíta del Cantábrico

-Toc, toc, toc -Llamaron unos nudillos con insistencia.

-¿Sí? ¿Quién llama?

-Hase el favó de abrirme la puerta, que soy yo, el pecador de la pradera.

-¿Pecador? -preguntó extrañada la persona que custodiaba la puerta-. Perdone usted, pero no le voy a poder abrir… (más…)

Pero hombre… si es que no se puede ser tan tonto

Carolina Olivares

Camino del centro comercial iba feliz, disfrutando de la caminata e imbuida en mis pensamientos.
La mañana radiante y soleada acompañaba a los madrugadores como yo.
Y paralela a la carretera continuaba mi andadura hacia el destino final. (más…)

0 0 0 0